InsightsLiderazgo en femenino para no esperar 135 años a tener igualdad

Liderazgo en femenino para no esperar 135 años a tener igualdad

Múltiples estudios reconocen que las empresas con mujeres en puestos directivos tienen más éxito. Además, supone un impulso hacia la igualdad que la ONU planea alcanzar en más de un siglo.

Foto: Liderazgo femenino para no esperar 135 años a tener igualdad. Crédito: Unsplash

Por Yaiza Oliva

En el año 2157 las desigualdades entre hombres y mujeres estarán a punto de desaparecer. Tal y como prevé el Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés), tendrán que pasar más de 135 años para que la ONU de por completado el quinto Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS): lograr la igualdad y el empoderamiento para todas las mujeres y niñas. En línea con el reto, la ONU determina una serie de metas entre las que se encuentra "asegurar la participación plena y efectiva de las mujeres y la igualdad de oportunidades de liderazgo". 

La fecha límite para el cumplimiento de los ODS es 2030. A día de hoy, teniendo en cuenta los datos del último informe del Foro Económico Mundial, la sociedad ha alcanzado el 68% del objetivo. A pesar de que las consecuencias derivadas del COVID-19 nos han alejado de la meta casi una generación, en los últimos años se ha avanzado mucho en el mundo laboral. Un aspecto que, además de ser una cuestión de derechos humanos, también es beneficioso para las empresas.  

La ONU reconoce que las empresas con representación diversa se benefician de una organización más eficaz y de una visión complementaria a la del liderazgo masculino que enriquece al equipo. Gabriela Uriarte, directora del Consejo de Negocio Mundial para Desarrollo Sostenible, insistió en esta idea durante el Webinar Mujeres líderes del mañana organizado por Opinno. Uriarte defiende que cuando hay diversidad en los equipos, especialmente en aquellos en los que se toman decisiones, se consigue una mayor cercanía con el cliente y sus necesidades. "No cabe duda de que la diversidad aporta valor", concluye.  

Romper el techo de cristal

El informe de 2021 de Diversity wins, el tercero que cierra la serie de la consultora McKinsey, concluye que las empresas con un 30% de mujeres en cargos directivos tienen más probabilidades de superar en el mercado a sus equivalentes. Este porcentaje asciende al 50% en el caso del equipo de Opinno en el que las mujeres son especialistas en innovación, talento, estrategia, sostenibilidad y metodologías ágiles del trabajo. Mujeres como Irene Martín, directora de desarrollo de negocio, que destacó las redes generosas de mujeres como "la clave del impulso del liderazgo femenino" en una entrevista posterior a su moderación en el Congreso #WeMadrid de 2021 en el Caixaforum. 

Hoy en día, las mujeres están más formadas que nunca y durante los últimos años han ido conquistando puestos directivos y de responsabilidad. No obstante, su presencia en cargos de toma de decisiones todavía está muy por debajo a la de los hombres. Para ilustrar este fenómeno, la escritora y consultora Marilyn Loden definió en 1978 este fenómeno como "techo de cristal": la barrera invisible que impide a las mujeres el progreso profesional en las empresas. 

El año pasado, las mujeres en el conjunto de Consejos de Administración de las empresas del Ibex-35 suponían el 30,7%, un porcentaje 3 puntos superior al del año anterior. Se mantiene así la tendencia ascendente de los últimos años: en 2015 esta representación era apenas del 18%.  



Las alianzas de mujeres ejecutivas y consejeras, tal y como destacaba Irene Martín, constituyen un buen plan de acción para luchar contra el techo de cristal. Existen diversos ejemplos de este tipo de alianzas. Por un lado, Eje&Con, asociación con la que Opinno colabora, tiene como misión incorporar nuevas directivas al mercado en base a su calidad profesional. Otro ejemplo de alianza con perspectiva inclusiva que desarrolla la consultora es Women Evolution, una empresa que organiza eventos y networking para mujeres. 

Este tipo de iniciativas, sumadas a una estrategia de negocio fundamentada en los valores de diversidad e inclusión, justifica el avance existente en materia de igualdad del que somos testigos durante los últimos años. Según el estudio Mujeres directivas 2021 de Grant Thornton, el pasado año ya nueve de cada 10 empresas a nivel mundial tenían al menos una mujer en sus equipos directivos. Si comparamos, sólo el 66% de las empresas contaba con una líder femenina en 2017. En el Día Internacional de la Mujer, conmemoramos el camino y celebramos la tendencia hacia la erradicación de la brecha de género.